Cuando la obesidad infantil NO preocupa a los padres

El 30% de los niños españoles padecen sobrepeso u obesidad (18% sobrepeso y 12% obesidad).

Sin embargo en diversos estudios, como el IV Observatorio Nestlé sobre Hábitos Nutricionales y Estilos de Vida de las Familiassólo el 8% de los padres piensan que sus hijos tienen sobrepeso u obesidad.

Si el 8% de los padres ven a sus hijos con sobrepeso u obesidad, y los estudios epidemiológicos encuentran una prevalencia de un 30%, tenemos un problema.

El GRAN PROBLEMA es que cerca del 75% de los padres de niños con pesos no saludables no son capaces de detectar el sobrepeso u obesidad en sus hijos, o lo que es peor, no ven a la obesidad infantil como un grave problema de salud.

Así que insistimos en que la obesidad durante la infancia y la adolescencia es un gran problema porque:

  1. Un niño con obesidad tiene muchas posibilidades de ser un adulto obeso.
  2. La obesidad en la edad pediátrica se asocia a patologías potencialmente graves como: el hígado graso, la apnea del sueño, problemas articulares y puede llegar a afectar la salud mental (baja autoestima, riesgo de sufrir acoso escolar «bullying»).
  3. A causa de la obesidad infantil es probable que tengamos a la primera generación que viva menos que sus padres.

¡Así que no tiramos la toalla y seguimos luchando contra la obesidad infantil!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *